La razón del nombre “Cerro del Espino” y los orígenes ocultos del Rayo Majadahonda

TONY DEL VALLE. El Rayo Majadahonda, equipo representativo de Majadahonda, con 60 años de historia, forma parte de la vida de tod@s los majarieg@s. Ya sabemos que en un principio el equipo no se pudo federar por carecer Majadahonda de campo de fútbol reglamentario homologado por la FFC (antigua Federación de Fútbol de Castilla). No fue hasta el año 1976 cuando reunidos en Asamblea de Socios en el antiguo Cine Carlos III (hoy Tutti Centro) se acordó Federar al C.F. Rayo Majadahonda, previo compromiso de tener un campo homologado donde el club pudiera disputar sus partidos en competiciones oficiales. Este compromiso lo tuvimos del Ayuntamiento presidido por el entonces alcalde Arturo Sanz Millán, que personalmente hizo las gestiones pertinentes ante el recién estrenado Centro Comercial Hiper (hoy Carrefour) para financiar la construcción y cerramiento del campo, aportando un millón de pesetas (6.000,00 €). Con este dinero y el trabajo personal y totalmente desinteresado de los socios se pudo realizar el sueño de poder tener un campo propio de fútbol.

Tony del Valle

Yo mismo como secretario del club tuve que hacer todo el papeleo administrativo para inscribirlo en la federación. Llevaba todo en regla menos el nombre del nuevo campo -nadie me había dicho que denominación iba a tener el flamante nuevo recinto cerrado- y tuve que volver a Majadahonda, preguntar al presidente D. Ramiro Aguilar Descalzo, que rápidamente me dijo, sobre la marcha y al ser un tema urgente para cumplir las fechas de inscripción que marcaba la federación, que pusiera “Cerro del Espino”. Así se llamaban los terrenos dónde estaba ubicado desde hacía siglos y para qué se iba a cambiar de nombre, –antes las cosas se hacían sencillas y con sentido común-.

Después de 60 años el mismo club que fundaron unos jóvenes majariegos a finales de los años 50, poniendo en un principio el nombre Rayo Majariego y posteriormente Rayo Majadahonda, hoy, está luchando para el ascenso a Segunda División Nacional de Fútbol. El equipo lidera la clasificación general a falta cinco jornadas y todo esto no hubiera sido posible sin la ayuda y el reconocimiento al trabajo desinteresado y el amor al club de una serie de socios (Vicente Álvarez Moreno, Tomás Barrio “Chalupa”, José Estévez, José Luis Jimeno (Q.E.P.D) –impulsor y creador de la actual Escuela Municipal de Fútbol Rayo Majadahonda-, los presidentes Ramiro Aguilar Descalzo, Antonio Rodríguez Montero y Francisco Torres.

Todos ellos y algunos más que se quedan en el tintero dedicaron muchas horas de su vida y dinero de sus bolsillos para que el Rayo Majadahonda esté donde está. Lo que vino después es otra historia muy distinta, ahora no toca comentar nada, pero en su día tendréis conocimiento exacto. Hoy, desde MJD Magazin queremos hacer un homenaje a los verdaderos valedores del club que sin ninguna pretensión personal ni pública de perpetuarse en el cargo, trabajaron para y por el club. Quede aquí constancia de este homenaje a sus auténticos valedores y que sean reconocidos por toda la afición majariega.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *