La LFP sube el límite salarial del Rayo Majadahonda: 4.257.000 € (+ 211.000 €)

JORGE RUBIO. El Rayo Majadahonda podrá incrementar los sueldos de su plantilla tras la última subida salarial que se ha autorizado desde LaLiga. Gracias a esta autorización, el club majariego dispone de 211.000 euros adicionales que elevan el presupuesto para estas cuestiones hasta los 4.257.000 euros. Alfredo Matilla del diario AS lo explica así: “LaLiga ha hecho públicos los nuevos límites salariales una vez que ha reajustado, tras el mercado invernal, los que ya ofreció en septiembre. Los nuevos topes afectan a 22 equipos, ocho de Primera y 14 de Segunda”.

“Este importe máximo que pueden consumir los clubes a lo largo de la temporada engloba el gasto en jugadores, primer entrenador, segundo y preparador físico del primer equipo, además de los filiales, la cantera y otras secciones (plantilla no inscribible). Y los conceptos que incluye son: salarios fijos y variables, seguridad social, primas, gastos de adquisición (incluidas comisiones a agentes) y amortizaciones (importe de compra imputado anualmente en función del número de años de contrato). Cada club propone a LaLiga su límite, en cumplimiento de las normas de elaboración de presupuestos y luego el Órgano de Validación lo aprueba o lo rectifica hasta el importe que garantice su estabilidad financiera. Estas solicitudes no siempre corresponden con el tope máximo ni implica que el límite vaya a ser consumido en su totalidad. En Segunda hay más variaciones en estos límites. Han elevado el tope salarial Extremadura, Tenerife, Granada, Nàstic, Mallorca, Lugo, Zaragoza, Elche, Sporting, Albacete, Majadahonda y Alcorcón; mientras que Oviedo y Almería lo han visto rebajado“. Por otra parte, esta temporada está consolidando la tendencia de las denominadas como “dobles cesiones”:

Por otra parte, la Agencia Efe informa que “como sucede en cada periodo de traspasos de invierno, muchos han sido los movimientos de jugadores que se han llevado a cabo en LaLiga Santander y en LaLiga 1/2/3 pensando los clubes en reforzarse para el que a buen seguro será un duro y exigente final de temporada. Sin embargo en esta ocasión parece haberse producido el despegue de un tipo de operación que solo puede llevarse a cabo en esta ventana de fichajes, la de los futbolistas que retornan a sus clubes de origen tras ser cedidos en verano y vuelven a marcharse a préstamo a otra entidad distinta”.

“Quizás el equipo que mejor se movió sobre la bocina en este formato fue el Sporting de Gijón, que supo esperar para dar lustre a su plantilla con tres nombres que habían puesto fin a su breve etapa en distintos conjuntos. Uno fue Álex Alegría, cedido en verano por el Betis al Rayo Vallecano. Otro Ivi López, quien durante meses ha vestido la camiseta del Valladolid procedente del Levante. Y el tercero, Aitor García, futbolista del Cádiz que se marchó con los asturianos renunciando a ser una pieza importante en el Rayo Majadahonda. El cuadro majariego ha visto además cómo otros tres hombres han cambiado su cesión allí por otra diferente. Se trata de Toni Martínez, integrante del West Ham ahora en el Lugo; Álvaro Bustos, quien llegó del Mallorca y ha acabado en el Pontevedra; y Nico Schiappacasse, ya en el Parma desde el Atlético de Madrid. A cambio, los rojiblancos le han prestado a Héctor Hernández, quien empezó el curso en el Málaga”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *