El futbolista “inversor” Arribas (Rayo Majadahonda) elogia a Oscar Mena como entrenador y el club lo oculta

J. FEDERICO MTNEZ. “Muchas gracias también a Ramón Arilla, que me presentó a gente que me ha ayudado mucho como futbolista, como por ejemplo, Oscar Mena que fue quien me enseñó a pasarle la pelota a los compañeros…. Gracias, porque con la ayuda de todos lo he podido conseguir. Yo era un jugador normal pero con ilusión. Para mí es un placer estar de nuevo aquí”. Estas palabras del futbolista español Alejandro Arribas, que juega en el Pumas mexicano pero que se formó en el Rayo Majadahonda y pasó después a Rayo Vallecano, Sevilla FC, Osasuna y Depor, fueron recogidas por numerosos medios de comunicación al hacerse socio del club majariego. Y Oscar Mena, que entrenó al juvenil del Rayo Majadahonda en 2016 cogiéndolo último y salvándole en la División de Honor a falta de 7 trepidantes jornadas, tuvo que abandonar el club porque sorprendentemente nadie le hizo una oferta para quedarse. Posteriormente dirigió al Alcorcón B, al catalán Gavá, al que también salvó del descenso, pero por impagos emigró a Argentina acudiendo a la llamada del Luján de su ciudad natal. A principios de este año 2018, Oscar Mena regresó a España y desde Madrid dirige la escuela de fútbol base del Guangzhou Evergrande, el club chino en el que estaba el actual director deportivo, Antonio Vilches, que también posee relaciones comerciales con el Rayo Majadahonda. Con Oscar Mena trabajó estrechamente Jony Alba, hoy en el Rostov ruso, que fue segundo de Iriondo, pero prescindió de sus servicios como hizo también con Pedro Calvo, que ahora trabaja a las órdenes de Vilches.

Oscar Mena (arriba) en Madrid con Pedro Calvo. Abajo Jony Alba y Vilches

Este mes de diciembre de 2018, el futbolista Alejandro Arribas se presentó por primera vez en una Asamblea del club a la que, por cierto, también por primera vez no acudió Iriondo en auxilio del presidente. Arribas lo hizo tras hacerse público su interés por comprar la entidad en la futura conversión a Sociedad Anónima Deportiva (SAD) que tendrá lugar este 2019 y sin la cual el club bajará a Segunda B aunque mantenga deportivamente la categoría. La llegada de Arribas a los salones del restaurante D´Juan del centro comercial La Bolsa de Majadahonda fue captada por la cámara de MJD Magazin pero no fue la única. Otra cámara en manos de una empleada del club majariego grabó también un vídeo con sus imágenes charlando con varios socios que lo conocían. ¿Por qué no las ha hecho públicas la entidad a pesar de la evidente actualidad y noticiosidad que contenían? Un repaso a lo que ocurrió esa semana puede ayudar a explicar el motivo de esta ocultación. Y es que sorprende que no se haga público que los Arribas (padre e hijo) quieran ser los accionistas mayoritarios del Rayo Majadahonda cuando es ya un secreto a voces en el mundo del fútbol madrileño. La presencia del actual central del Pumas de Mexico en la Asamblea del Rayo Majadahonda daba así carta de naturaleza a una información que ya conocían los directivos del club porque así lo había transmitido el propio presidente en una Junta Directiva.

Noticia de “El Desmarque” con los elogios de Arribas a Oscar Mena como entrenador

Lo que ocurrió después es menos conocido. El presidente del club emitió una nota de prensa muy “descafeinada” sobre lo que ocurrió en esa Asamblea, ya que no deseaba que se hiciera pública la presencia de Alejandro Arribas. ¿Por qué?. Según fuentes del club, el presidente Vedia se colocará junto al secretario Casto Gallardo como “asesor” del club y además remunerados como Consejeros, uno como “asesor deportivo” y el otro como “asesor jurídico”. Para ello sindicarán entre los tres la mayoría de las acciones de la entidad, posiblemente con la ayuda del empresario constructor Francisco Cubo, que pondrá otra pequeña parte para alcanzar esa apreciada mayoría. De hecho, en la Asamblea el propio Cubo dio a entender que compraría una parte y advirtió que esas acciones podría venderlas posteriormente si alguien las pagaba a mayor precio, algo que Casto Gallardo había negado previamente. En ese debate intervino hasta la esposa del presidente Vedia, que se encontraba presente en la sala, y fue el máximo responsable del club el que, dado el cariz que tomaba la discusión interna, zanjó el debate: “Trataremos de impedir que se puedan vender esas acciones hasta que pase un tiempo”, dando a entender que la Ley de Sociedades Anónimas dejaba resquicios para ello.

Arribas en la Asamblea del Rayo: el club oculta un vídeo con su presencia

Sin embargo, el problema es otro. Si el club se tasa finalmente por el Consejo Superior de Deportes (CSD) al mismo precio que el Extremadura, alcanzará los 3,25 millones de euros, que es el mínimo legal. Esto significa que para tener la mayoría de las acciones hay que invertir 1,625 millones de euros, que es lo que cubre el tandem Arribas-Vedia-Gallardo con la ayuda de Cubo. Sin embargo, el Consejo Superior de Deportes (CSD) exige que se cubra la totalidad del capital social, los 3,25 millones, lo que obliga a que los demás socios adquieran otros 1,6 millones pero en calidad de accionistas minoritarios. ¿Y quién va a poner dinero si al final no tendrá capacidad de decisión y el poder seguirá en manos de los Arribas-Vedia-Cubo?

El alcalde Foxá tapa a Zacarías (socio) y los empresarios Santodomingo, Romero, Lucendo (socio) en la Copa de Navidad del CECM

Un conocido grupo de socios ya está gestando una sociedad que pretende aglutinar a un conjunto de accionistas minoritarios que pondrán 1.000 euros cada uno. Su propósito es constituir luego una agrupación de acciones que los administre de forma conjunta y pedir representación en la futura Junta Directiva como accionistas en minoría. Sin embargo, aunque este grupo alcanzara los 25.000 euros en papel, el problema seguiría subsistiendo: ¿Quién comprará el millón de euros que falta si no da opción de dirigir el club? Y el resultado final es grave si no se cubre: el club descendería automáticamente por orden de la LFP aunque conservara la categoría deportivamente. Y el problema ahora es que el “blindaje” que ha hecho Vedia para seguir mandando en el club impide que nadie salvo los socios actuales (solo han renovado 163 de los 180 que había en julio) pueden comprar acciones, según la versión que dio a la Asamblea. Incluso el propio Francisco Cubo, alineado con Vedia en la Junta Directiva, exclamó: “y si no se cubre no pasa nada, volvemos a bajar a Segunda B y nos volvemos a juntar aquí en el bar para hablar de fútbol”. Fueron las mismas palabras del presidente, al que no le preocupa en exceso un descenso administrativo porque “si bajamos a Segunda B la LFP nos tienen que devolver un millón de euros”, en referencia a la fianza que este organismo impone a los clubes que participan en liga profesional.

Arribas formará tandem accionarial con Vedia

Así las cosas, se entiende mejor el ocultamiento a los medios de comunicación que siguen al Rayo Majadahonda sobre la presencia de Arribas en la Asamblea. Vedia no desea “levantar la la liebre” ni que haya excesivo debate público ni noticias en la prensa sobre esta materia para no despertar la presencia de otros posibles inversores. De hecho, el diario deportivo AS fue protagonista involuntario de otro hecho curioso: la joven periodista Mayca Jiménez habla de “miedo a la llegada de un inversor” como resumen de la Asamblea, pero tras citar inicialmente las declaraciones de Vedia recogidas por MJD Magazin, posteriormente estas fueron suprimidas de la noticia. ¿Qué ocurrió esa noche para que también se suprimiera esa parte relevante de la información de Mayca Jiménez? 

Arribas nuestra su carnet de socio en presencia de Vedia

Nada se hubiera sabido si no fuera por una fatal coincidencia: esa noche se celebraba en Majadahonda la copa navideña del Círculo de Empresarios y Comerciantes (CECM) y la noticia del diario AS circuló de móvil en móvil durante el ágape, realizando pantallazos sobre la misma. Varios socios, concejales y periodistas advirtieron a los redactores presentes de MJD Magazin que el AS se había hecho eco de la presencia del futbolista Arribas en la Asamblea del Rayo Majadahonda, de sus intenciones de adquirir el club y de las polémicas declaraciones del presidente reconociendo que llevaba “engañando” desde hacía 40 años. Sin embargo, a la mañana siguiente, el texto había desaparecido también. Y es que algunos quieren convertir, por conveniencia personal o interés empresarial, al futbolista Arribas en un fantasma.

La caché de Google recoge también la información del AS suprimida

EL TEXTO DEL “AS” SUPRIMIDO CON LA CITA A “MAJADAHONDA MAGAZINE”: “El presidente del Rayo Majadahonda, Enrique Vedia, aseguró que la idea es que “los socios sigan siendo los dueños del club”. Y lo justificó así: “no hemos estado aguantando tantos años en preferente engañando a comerciales con objeto de poder pagar las nóminas para que venga un inversor a comprarlo ahora que el Rayo Majadahonda es un caramelo”, en unas declaraciones recogidas por Majadahonda Magazine, que destacó la presencia en la Asamblea del club del futbolista del Pumas de Mexico, Alejandro Arribas, ya que según este medio de comunicación, tiene interés en comprar el club”. Como curiosidad, el texto suprimido del diario AS contenía una errata sobre el nombre del diario multimedia majariego (Magazin/Magazine).

La noticia actual “reformada”

EL TEXTO ACTUAL DEL AS: Miedo a la llegada de un inversor: Sobre la posible llegada de un inversor, el presidente del club, Enrique Vedia, quiso acabar con los rumores y aseguró que “la idea es que los socios sigan siendo los dueños del club”. Aunque explicó que cabe la posibilidad de que un socio venda posteriormente sus acciones a un tercero. De este modo, una vez aprobado el proceso de transformación de club en S.A.D, hay que esperar a la aprobación del Consejo Superior de Deportes (CSD) y una vez se establezca el valor real del club se llevará a cabo la adquisición de acciones, que sólo estará disponible para los 163 socios. En este sentido, se establecieron unas cifras provisionales que irían encaminadas en un valor de 100 euros por acción con un máximo de adquisición de 20.000 euros por socio. Entre los socios destaca Alejandro Arribas, que también habría estado presente en la Junta. Hay que recordar que el actual jugador de Pumas de México se formó en el Rayo Majadahonda antes de militar en clubes como el Rayo Vallecano, Osasuna, Sevilla y Deportivo”.

La versión oficial del club apenas dice nada de lo que ocurrió en la Asamblea

LA VERSIÓN DEL CLUB: “En la tarde de este martes se celebraron, en el restaurante D’Juan de Majadahonda, las Juntas Generales Ordinaria y Extraordinaria de socios del club, acudiendo 47 de ellos. Tras una breve alocución del presidente, Enrique Vedia, el departamento financiero del Club pasó a informar a los señores socios de las cuentas de la pasada temporada así como los presupuestos de la presente temporada, la 2018/2019. En ambos casos, cuentas y presupuestos, fueron aprobados por unanimidad. A continuación, el presidente hizo un balance deportivo de la temporada anterior mientras que Manu Alcázar hizo lo propio como director de la Escuela. En los ruegos y preguntas, algunos señores socios hicieron a la Junta Directiva diferentes propuestas de acciones, con el objetivo de que el Cerro del Espino esté lleno, algo que, sin duda, ayudaría a los intereses del primer equipo. Tras la finalización de la Junta Ordinaria, comenzó la Junta Extraordinaria, dónde el secretario general Casto Gallardo explicó a los señores socios la Memoria del Proceso de Transformación del Club en SAD y finalizó con su aprobación sin ningún voto en contra. Finalizada la Asamblea, el club ofreció un vino español en el que lo más comentado fue el buen comienzo del equipo en esta LaLiga 1|2|3″.

El futbolista Arribas se presenta en la Asamblea del Rayo Majadahonda que aprueba la Sociedad Anónima Deportiva

J. FEDERICO MTNEZ. La Asamblea anual del Rayo Majadahonda correspondiente al año 2018 aprobó este 18 de diciembre las cuentas del club por asentimiento así como el proceso de conversión en Sociedad Anónima Deportiva (SAD) pero la sorpresa se produjo por una visita inesperada: Alejandro Arribas, el actual futbolista de Pumas de Mexico que se formó en el Rayo Majadahonda y militó en el Navalcarnero, Rayo Vallecano, Osasuna, Sevilla y Depor, se presentó inesperadamente al término de la misma. Arribas, que asistía por primera vez a una Asamblea desde que se hizo públicamente socio en 2017, saludó a numerosos asociados que se le acercaron, confirmando con su presencia la noticia adelantada por MJD Magazin: él y su padre van a pujar por el Rayo Majadahonda y han puesto encima de la mesa 600.000 euros. El presidente, Enrique Vedia, lo explicó así: “Desde que está en Segunda División rara es la semana en que no ha venido un inversor a hablar con nosotros a ver si le podíamos vender el club, pero hemos dicho que no: o suscribimos nosotros las acciones o bajamos a Segunda B”. Y reivindicó sus 40 años en el cargo con estas palabras: “no hemos estado aguantando tantos años en preferente engañando a comerciales con objeto de poder pagar las nóminas para que venga ahora un inversor a comprarlo ahora que el Rayo Majadahonda es un caramelo”.

Previamente, el nuevo gerente, el granadino Manuel Novo, explicó que la plantilla cuesta 4 millones de euros y la Liga de Fútbol Profesional (LFP) paga 5 millones por la retransmisión y la publicidad. También que las obras del Cerro cuestan un millón de euros y el Rayo Majadahonda paga el 75%, es decir, 750.000 euros, ya que las acciones costarán 100 euros pudiendo suscribir cada uno de los 183 socios un máximo de 20.000 euros. Eso sí, cuando uno desista de la suya, en una segunda ronda otro podrá adquirir las que queden libres. De esta forma, se cumplirá la “hoja de ruta” del presidente, que pasa por impedir la entrada de inversores externos, salvo que un socio venda posteriormente sus acciones a un tercero, algo que advirtió el directivo Francisco Cubo y que aunque el secretario Casto Gallardo negó en un principio, finalmente tuvo que reconocer que sí era posible.

Vedia también echó “balones fuera” cuando otro socio le preguntó si era posible que un solo socio comprara la mayoría del club. “Bueno…, no sé, eso ya se verá”, respondió el presidente, que primero se hizo el sordo a la pregunta y después respondió con evasivas. Al término de la Asamblea, algunos socios sugirieron a MJD Magazin que publicara que a pesar de haberse abstenido en la votación (se aprobó por asentimiento, sin manos alzadas a favor o en contra y se olvidaron de aprobar las actas que figuraban en el orden del día), habían hecho ver al presidente que era mejor ampliar la masa social, incluyendo los casi 2.000 nuevos abonados. Con ello, el desembolso del socio sería menor, el accionariado hubiera estado más repartido y no se correría el riesgo de que no se cubran los 3,25 millones de euros que exige la LFP y el club baje de categoría aunque la mantenga deportivamente. Según esta versión, Vedia se negó en redondo ante su propia directiva, lo que alimenta la tesis de que los Arribas (padre e hijo) se quedan con el club porque muy pocos socios podrán poner 20.000 euros por barba. El presidente, eso sí, se asegura su cargo como directivo con una inversión de 100.000 euros que desembolsarán tanto él como su secretario Casto Gallardo, garantizándose su continuidad.

La Asamblea de socios, por lo demás, realizó algunas preguntas al presidente y formuló algunas peticiones. Zacarías Maíllo reclamó que la adjudicación de la obligada auditoría de cuentas se aprobase cuando estuviera incluida en un orden del día, ya que Vedia pretendía “colar de rondón” la adjudicación directa a Zayas Auditores. Otro joven socio se quejó del precio de las entradas y solicitó que antes de que se viera el campo semivacío se rebajasen los precios a 20 euros la tribuna y 15 el fondo en lugar de 40 y 25. El presidente hizo caso omiso y señaló que el aforo del Cerro era reducido y eso obligaba a poner precios altos. El socio Gregorio María Callejo también solicitó un homenaje para los socios que se jubilaran, citando expresamente al mítico futbolista José Estevez, que estaba presente en la sala y cumplía años. El presidente aseguró que se haría siempre que se “ajustase al presupuesto”.

Callejo Herranz también solicitó reducción de precios para abonados y la introducción de un sistema informático que permitiera vender las entradas en partidos en los que el socio o abonado no fuese a acudir al campo, como hacen otros clubes. Vedia contestó que en el Real Madrid, club del que es socio, eso ya ocurre pero que él prefería ceder su entrada “a un amigo o un familiar pero eso en Majadahonda no se hace”, al tiempo que juzgó “complicado” introducir ese programa informático en una web que pudiera vender entradas. También advirtió que los socios que fueran amigos o familiares no iban a poder sentarse juntos cuando adjudicasen los asientos porque “yo llevo 10 años en el Real Madrid solicitándolo y sin embargo mis propias hijas se sientan en otro lugar y no podemos situarnos juntos”. Por último el presidente aprovechó la reunión para soltar una “bomba”: “Hubo que desalojar con premura el Wanda Metropolitano porque el At. Madrid no quería que el Coruña jugara allí” tras los incidentes que desencadenaron el asesinato del hincha gallego “Jimmy”.

La Asamblea registró también la presencia de numerosas caras conocidas además del futbolista Arribas. El directivo Ramón Arilla, descubridor de jugadores y un histórico del Rayo Majadahonda y At. Madrid, el delegado Arillo, que lleva el fútbol en la sangre y conoce la cantera como la palma de su mano, el tantos años gerente del Rayo Majadahonda y presidente de las Peñas atléticas Eduardo Fernández, los cántabros José Luis Diego y el ex futbolista Pedraza, el acreditado y veterano entrenador Pedro Calvo, hoy en el equipo de la dirección deportiva… En esta ocasión no fue Iriondo, que sí había acudido a las anteriores. En definitiva, una asamblea de futboleros además de socios que forman ya parte de la Historia del club, un fragmento de la cual quedó visualizada en un entrañable vídeo elaborado por el equipo del jefe de prensa, Fernando Garrido, al que acompañaron las detalladas explicaciones de Manu Alcázar, responsable de la cantera.

El padre del futbolista Alejandro Arribas puja por el Rayo Majadahonda

J. FEDERICO MTNEZ. Alejandro Arribas García, padre del futbolista Alejandro Arribas Garrido, que se formó en el Rayo Majadahonda y militó en el Navalcarnero, Rayo Vallecano, Osasuna, Sevilla y Depor, jugando actualmente en el Pumas de Mexico, va a pujar por la adquisición del Rayo Majadahonda y tiene intención de comprar un paquete de acciones de al menos 600.000 euros, según trasladaron desde el club a MJD Magazin. La entidad ha convocado para el próximo martes 18 de diciembre de 2018 su Junta General Extraordinaria de socios en el Restaurante D´Juan (Centro Comercial La Bolsa de Majadahonda). Y allí debe aprobarse la “Memoria del Proceso de Transformación del Club en Sociedad Anónima Deportiva (SAD) remitida por la Junta Directiva” para su “análisis, deliberación y aprobación” por parte de los socios. Será entonces cuando se desvele el interés de los Arribas por hacerse con las riendas del club y con ello se iniciará el proceso de venta de acciones, tasadas en 3,25 millones de euros, mínimo legal y la misma cantidad que otros clubes como el Extremadura. Esto significa que para tener la mayoría de las acciones hay que invertir 1,625 millones de euros, aunque el Consejo Superior de Deportes (CSD) exige que se cubra la totalidad del capital social, los 3,25 millones. 

Vedia ha hecho pública la oferta de venta del club al futbolista Arribas y su padre

Según esta versión, el presidente Enrique Vedia, que lleva 40 años en el cargo como directivo, ya se ha asegurado el puesto de “asesor” de Alejandro Arribas para seguir manejando la entidad. Vedia ha asegurado a sus directivos que aunque Arribas “no cubra” la totalidad de las acciones y se quede en esos 600.000 euros, “hay socios suficientes” para llegar a los 3,25 millones de la totalidad del capital. Para comenzar, Vedia presume de que también él mismo comprará “otros 100.000 euros”, así como su secretario, Casto Gallardo, que puede llegar a una cantidad similar que le asegure un puesto en el Consejo de Administración. El resto de los directivos no se ha planteado comprar un paquete significativo de acciones. El problema ahora es que el presidente tomó la decisión “unilateral” de “cerrar el grifo” con un tope de número de socios que se quedó en 180 para “desviar” a los nuevos a la categoría de “abonados”, que según su visión “solo tienen derecho a entrada al campo, sin voz ni voto en la Asamblea ni acceso a comprar acciones”.

Arribas y su pareja han compartido en las redes sociales sus fotos con sus admiradores

Otra de las novedades que se han producido cara a la transcendental Asamblea del martes 18 de diciembre es que uno de los patrocinadores del club, el empresario Francisco Cubo, propietario de la constructora Afar 4 junto a sus otros tres hermanos, se ha desmarcado finalmente de la compra de acciones. Los hermanos Cubo no desean desembolsar más dinero en la entidad, según han transmitido a otros directivos, ya que poseen un equipo propio (Afar 4) y subvencionan también el equipo de fútbol sala femenino, propiedad de 2 controvertidos concejales de Ciudadanos (Cs) en Majadahonda que se han visto envueltos en una sonora polémica pública a causa de la financiación del mismo. Paco Cubo llegó a intervenir en una Asamblea del club este verano con un emotivo discurso en el que reivindicó conocer el “sentir de la gente” antes de avalar la conversión en Sociedad Anónima. Ahora, siempre según esta versión, habría dado marcha atrás a poner más dinero, más allá de su aportación “simbólica” como un socio más y el citado patrocinio.

Arribas excluye al Rayo Majadahonda en su biografía

Por otro lado, Vedia se lleva “trabajando” a los Arribas (padre e hijo) desde hace tiempo. “Arribas, un jugador de Primera que no olvida sus orígenes”, fue el titulo del reportaje que la web del club le dedicó este texto: “Arribas, que siempre lleva al CF Rayo Majadahonda muy adentro, y al que sigue como un aficionado más, acudió a las instalaciones de La Oliva para hacerse socio del club y, en un acto informal pero muy entrañable, hacer entrega al club en la figura de su presidente, de una camiseta del Deportivo de La Coruña, equipo en el que militará una temporada más”. Lo curioso es que Arribas no incluye en su biografía de redes sociales al Rayo Majadahonda entre los clubes que jalonan su trayectoria. Eso sí, en esta “hagiografía” del propio club majariego se resaltaba ya el papel de su padre: “por eso, a base de constancia, de mucho esfuerzo y del apoyo por supuesto de su familia y de su padre especialmente, que ha gastado mucho dinero en la preparación física de su hijo, ha conseguido llegar a jugar en la Liga del fútbol más importante a nivel mundial. Por su parte Alejandro Arribas, con su padre al lado y siempre cerca de él, atendía divertido a las explicaciones que daba el presidente sobre él como futbolista”, escribía una empleada del club. El propio futbolista declaró en otra ocasión cuando jugaba en el Rayo Vallecano: “Si no hubiera sido futbolista seguramente me hubiera dedicado a trabajar en las empresas de mi padre”. Se refería a las empresas financieras, inmobiliarias e industriales (sector de piel) que la familia posee en Segovia y Burgos. Y cuando el futbolista llegó a Mexico para fichar por su nuevo club lo hizo “acompañado por su padre y su pareja”, en alusión a su progenitor y a Nuria Aganzo, licenciada en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte y diplomada en Fisioterapia.