Rubiales (RFEF) se opone a la “sentencia Callejo” que ganó el FC Galicia de Suiza

J. RUBIO/ J. F. MTNEZ. La condena impuesta por el Juzgado de primera Instancia e Instrucción nº 5 de Majadahonda a la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) ha supuesto un hito histórico con el que se rompe uno de los monopolios que ejercía esta entidad. Sin embargo, para no romper los privilegios monopolísticos en el ámbito de la formación que tenía su predecesor, Angel María Villar, que terminó en la cárcel por la acción de la Justicia pero se apoyaba en los dirigentes de FIFA y UEFA, Joseph Blatter y Michel Platini (también ambos inhabilitados a 8 años por corrupción), Rubiales no acepta el resultado judicial y se opone a una sentencia histórica en favor de un club y entrenador modestos. Gracias a la resolución del juzgado majariego que preside el magistrado Gregorio Callejo, los entrenadores españoles formados en escuelas oficiales –”habiendo incluso realizado una consulta al Ministerio de Educación“– pueden entrenar donde quieran en la zona UEFA sin necesidad de obtener la licencia que emitía en exclusiva la RFEF para validar sus títulos de Técnicos Deportivos fuera de las fronteras españolas. Una gesta alcanzada por un técnico gallego que quería entrenar a un pequeño equipo, el F.C. Galicia Bern, de la ciudad suiza de Berna, y al que la Federación Española le estaba negando dicha posibilidad. Pero Rubiales, ahora que ha llegado al poder, lo rechaza.

Sobre el F.C. Galicia Bern la sentencia describe como su entrenador “en el mes de agosto de 2017 recibió una oferta de un equipo amateur, afiliado a la Asociación de Fútbol de Berna, y ésta a su vez, afiliada a la Federación Suiza de Fútbol”. Y concluye: “El demandante tiene los estudios necesarios, dentro de su nivel, para que la RFEF se limite a indicar a la Federación Suiza que el demandante tiene dicha cualificación y que, por lo tanto, en el territorio nacional puede entrenar a los equipos de la categoría que ahí consta teniendo en cuenta la Federación extranjera que fuere y los requisitos que exija”.

Equipo femenino del FC Galicia

La sentencia explica que “sin perjuicio de ello, es obligación de la Federación indicar que está en posesión de dicha titulación que le habilita para entrenar en España en los términos que allí constan, por si fuere suficiente para poder entrenar (conforme a los requisitos del derecho del otro país o convenios que hubiere) en Suiza o en cualquier otro país”. Y añade: “se acompaña en prueba de lo afirmado y como Documento Nº 6, carta del presidente del club suizo, dirigida al demandante. La facultad que ostenta el Sr. X como Técnico Deportivo Oficial en Fútbol, niveles 1 y 2, de entrenar a los equipos y selecciones de ámbito autonómico, de Fútbol, según el art. 155.2 del Reglamento General de la RFEF.

Blatter, Platini e Infantino en la “época negra” y abajo Ceferin e Infantino, actuales ptes UEFA y FIFA

El abusivo requisito UEFA contra la libre circulación de trabajadores (sentencia): “La posición de la RFEF , independientemente de que siga o no siga criterios y directivas UEFA, podría vulnerar el derecho a la igualdad y no
discriminación consagrado por los artículos 20 y 21 de la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea y constituir un obstáculo no razonable a la libre circulación de trabajadores, en tanto que parece privilegiar injustificadamente a los entrenadores que hayan obtenido su título en centros adscritos a dicha Federación, frente a los que los obtienen en otros centros oficiales, y que, como hemos visto tienen plenos efectos en el territorio nacional”.

Rubiales (RFEF) con Ceferin e Infantino, las mismas estructuras en las que se apoyaba Villar

“En consecuencia, no puede este Juzgador acordar la nulidad de los actos de la RFEF y de la UEFA que establezcan requisitos concretos para la expedición de las llamadas licencias UEFA, para lo cual sí que parece es competente un juzgado de otro orden jurisdiccional, pero sí establecer, conforme a lo solicitado, que la Federación debe comunicar a la Federación concreta del país en el que se quiera entrenar la titulación que posee el demandante y sus efectos en nuestro país (es decir a que tipo de clubs puede entrenar) por si fuere suficiente para poder trabajar como entrenador en dicho Estado. Y si en tales condiciones de equivalencia el único requisito necesario adicional fuere la expedición de tal licencia, deberá expedir la misma.

El Congreso aprobó la Ley del Deporte contra los monopolios pero Rubiales  recurre su contenido

La ley del Deporte (España): “El art. 55 de la Ley de Deporte establece en sus apartados 2 y ss que “2. La formación de los Técnicos Deportivos podrá llevarse a cabo en centros reconocidos por el Estado o, en su caso, por las Comunidades Autónomas con competencias en materia de educación, así como por los centros docentes del sistema de enseñanza militar en virtud de los convenios establecidos entre los Ministerios de Educación y Ciencia y de Defensa. Las Federaciones deportivas españolas que impongan condiciones de titulación para el desarrollo de actividades de carácter técnico, en clubes que participen en competiciones oficiales, deberán aceptar las titulaciones expedidas por los centros legalmente reconocidos”. En tal sentido la negativa federativa a la expedición de la licencia podría vulnerar dicho precepto”.

Jorge Rubio

JORGE RUBIO (OPINION). “Cumpliendo con el requerimiento efectuado por los representantes del club, el demandante presentó los títulos que acreditan haber cursado sus estudios como entrenador obtenido en España. Sin embargo, la RFEF se ha negado a certificar, ante la Federación Suiza, que mi representado ostenta las capacidades teóricas necesarias para obtener dicha certificación, que dentro del ámbito del fútbol, se llama “Licencia UEFA”. Se viene a decir que la RFEF se ha negado sistemáticamente a conceder la Licencia UEFA a mi representado, de forma totalmente discriminatoria, al no haber cursado los estudios que le habilitan para ser entrenador en los centros dependientes de la propia RFEF”, argumentaba el demandante, según la sentencia a la que ha tenido acceso MJD Magazin.

Rubiales va a recurrir una sentencia que echaba abajo los privilegios de Villar y la RFEF

La resolución judicial recoge que la formación aportada por el técnico gallego era “la necesaria” y que la RFEF debe limitarse “a indicar a la Federación Suiza que el demandante tiene dicha cualificación, y que por lo tanto en el territorio nacional puede entrenar a los equipos de la categoría que ahí consta”. Y “teniendo en cuenta la Federación extranjera que fuere y los requisitos que exija, y sin perjuicio de ello, es obligación de la Federación indicar que está en posesión de dicha titulación que le habilita para entrenar en España en los términos que allí constan, por si fuere suficiente para poder entrenar (conforme a los requisitos del derecho del otro país o convenios que hubiere) en Suiza o en cualquier otro país”.

Platini, Blatter y Villar: los dos primeros 8 años de inhabilitación por corrupción y el español, cárcel junto a su hijo Gorka

A tenor de estas circunstancias, la sentencia del juzgado, el juez majariego ha condenado a la Real Federación Española de Fútbol a aceptar los títulos del demandante, que lo habilitan como entrenador, y “a pasar por las anteriores declaraciones y a realizar todas las gestiones que sean necesarias, ante cualquier organismo o entidad pública o privada, hacer saber a la Federación concreta del país en el que quiera entrenar el demandante, la titulación que posee y sus efectos en nuestro país (es decir a que tipo de clubs puede entrenar) por si fuere suficiente para poder trabajar como entrenador en dicho Estado, expidiendo en su caso la licencia UEFA análoga a la del título que posee si fuere requisito necesario para trabajar en ese país”.

RFEF se resiste a la “sentencia Callejo” (Majadahonda): “son 300 entrenadores”

JORGE RUBIO. La RFEF se resiste a perder el monopolio de las titulaciones de entrenadores y para evitar cumplir la sentencia del juez Gregorio Callejo de Majadahonda ha dado la voz de alarma apelando a la UEFA: “Una vez que decides entrenar fuera de nuestras fronteras, sólo se autoriza si posee una licencia UEFA PRO bajo el paraguas de la Federación Española. Además, entre las posibles consecuencias en caso de incumplimiento, España se podría exponer a ser expulsada de la Convención, lo que afectaría a los más de 300 entrenadores españoles que actualmente gozan de este título y entrenan fuera de España. Empezando por Guardiola, Emery, Xavi Gracia etc…”.  Con estas palabras, la web deportiva Iusport advierte que la UEFA podría tomar medidas de diversa consideración tras la histórica resolución judicial dictada por el Juzgado nº 5 de Majadahonda. El órgano judicial majariego ha instado a la RFEF a tener que expedir el título a un entrenador que había conseguido la licencia UEFA PRO en un academia privada, lo que le permite entrenar en cualquier país del viejo continente. Sin embargo, esta web señala que la UEFA está decidida a que se mantenga el monopolio ejercido por la RFEF y advierte de las posibles consecuencias que tendría para las federaciones que permitan trabajar a entrenadores de “academias privadas”.

Ramón Fuentes

El periodista Ramón Fuentes recoge las tesis federativas en un artículo en el que recuerda que “la RFEF se encuentra ante una difícil salida si bien cuenta con todo el respaldo de la UEFA. Porque la normativa del máximo organismo europeo de fútbol es clara. Y así está recogida en la Convención de la UEFA sobre titulaciones de los entrenadores. De hecho el preámbulo es claro: “asegurar que la formación de los entrenadores permanezca única y exclusivamente bajo el control de UEFA y sus federaciones miembros”. Y concluye: “Desde la RFEF tienen claro que si en Suiza autorizan a este técnico a ejercer, serían ellos los que se exponen a las consecuencias o decisiones que pueda fijar UEFA“, señala la web.

En la noticia, el periodista recuerda que “la denuncia proviene de un técnico español residente en Suiza que cursó en el Instituto de Pontevedra su titulación. Pero cuando solicitó la acreditación de su titulación se encontró con la negativa de la RFEF. La sentencia del juzgado numero 5 de Majadahonda insta al estamento federativo “a aceptar la titulación como Técnico Deportivo Oficial obtenida en el IES Sánchez Cantón de Pontevedra”. Ante esta sentencia cabe recurso ante la Audiencia provincial de Madrid, pero debemos partir de que la UEFA es una organización privada, luego todas las federaciones nacionales adscritas están sujetas a su normativa. Y en materia de titulaciones, esta convención deja bien claro que para poder entrenar fuera del país de origen, tanto en territorio UEFA como en el resto del mundo, sólo puede hacerse con la titulación UEFA PRO expedida por las federaciones nacionales en sus distintos cursos, ya sean en la federación nacional como en sus distintas territoriales”.

Pochetino y Guardiola, entrenadores en la Premier

Y prosigue: “Así de claro queda recogido en el artículo 5 de la citada convención relativo a los derechos y obligaciones. Su texto es el siguiente: “reconocer únicamente como válidos aquellos diplomas y licencias emitidos por un signatario de la convención en conformidad con la presente convención”. Es decir, los títulos obtenidos en academias privadas bajo el paraguas y reconocidas por el Estado español, como es el caso del denunciante, sólo habilitan para poder entrenar en España en cualquier categoría”.

Emery, entrenador del Arsenal

Por último concluye: “Llegados a este punto, y al margen del recurso que la RFEF interponga ante la Audiencia, parece claro que la actual normativa de la UEFA como entidad privada avala a la institución que preside Luis Rubiales. Además, en la Ciudad del Fútbol ya saben que van a contar con todo el respaldo de la máxima institución europea en este procedimiento. Es más, el propio artículo 37 deja claro que cualquier disputa “sólo puede ser remitida al Tribunal de Arbitraje Deportivo de Lausana (Suiza) y con la exclusión explícita de cualquier tribunal estatal”. Desde la RFEF tienen claro que si en Suiza autorizan a este técnico a ejercer, serían ellos los que se exponen a las consecuencias o decisiones que pueda fijar UEFA”, concluye la noticia.

El Juzgado nº 5 de Majadahonda suprime el monopolio de la Federación de Fútbol sobre el título de entrenador

Sentencia histórica de los juzgados de Majadahonda

JORGE RUBIO. SI la ley Bosman” cambió el mundo del fútbol favoreciendo la libre circulación de los jugadores, otra sentencia histórica, esta vez desde Majadahonda, ha roto uno de tantos viejos monopolios que anquilosan la economía española. “El Juzgado de 1º Instancia e Instrucción nº 5 de Majadahonda ha condenado a la RFEF a expedir la licencia UEFA a un entrenador con Título de Técnico Deportivo en Fútbol. Este valiente que, se ha atrevido a llevar ante los tribunales a la RFEF tras denegarle la licencia UEFA, abre la puerta al resto de Técnicos Deportivos que quieran trabajar en zona UEFA”. Con estas palabras, el portal Escuela de Entrenadores de Fútbol (ANEFF) se hace eco de la resolución de los juzgados de Majadahonda que acaba con el monopolio de la Federación Española de Fútbol para expedir los títulos de entrenador de fútbol.

Se acabaron los tiempos del secuestro de la Real Federación Española de Fútbol a los Técnicos Deportivos en Fútbol en zona UEFA. Hasta ahora la RFEF se negaba a expedir la famosa licencia UEFA a los entrenadores de fútbol formados a través de las escuelas oficiales autorizadas por el Ministerio de Educación y con ello vetaba el acceso a la profesión de entrenador de fútbol en los países miembros de UEFA”, prosigue esta publicación. Desde las escuelas de entrenadores animan a todos aquellos que se encuentren en una situación similar a la del demandante al que ahora la justicia de Majadahonda ha dado la razón para que reclamen igualmente: “La RFEF condenada a expedir la licencia UEFA a un entrenador con título académico, el juzgado de instrucción 5 de Majadahonda estima la demanda interpuesta por el despacho Vaz Abogados, interesados en contactar: a.orus@vazabogados.com o tlf 976909040″. Una sentencia que pone fin a una situación que comenzó debido a las maniobras realizadas por la Federación Española de Fútbol para zafarse de la liberalización de este sector.

De esta forma, la RFEF se ve obligada a reconocer las titulaciones de entrenador que sean obtenidas por las vías académicas oficiales, más allá de los cursos organizados por la propia federación. El diario Sport detalla que esta denuncia “radica en un técnico español residente en Suiza, que había cursado en un Instituto de Pontevedra la citada titulación, tenía ofertas para entrenar a clubes de tercera división suiza, prácticamente amateurs, para entretenerse y pasar el rato (ya que entrenar es lo que más le gusta). Pero cuando iba a realizar los trámites para gestionar la licencia, la Federación Suiza reclamaba a la RFEF que le indicara a qué licencia UEFA se correspondía la titulación que ostentaba (titulación oficial y legalizada para surtir efectos en países firmantes del Convenio de La Haya), contestando la RFEF que con la titulación que tenía no se podía expedir Licencia UEFA alguna“. Y concluye: “El Juzgado de Primera Instancia nº 5 de Majadahonda obliga a la RFEF a realizar todas las gestiones oportunas, ante cualquier organismo federativo, para expedir la oportuna licencia UEFA y poder ejercer así sus funciones“.

Villar (RFEF) y Temprado (Madrileña): el Gobierno estudió intervenir incluso la RFEF con un “155” y ahora cae uno de sus viejos monopolios

Esta situación de monopolio “oficioso” fue denunciada por ANEF  en un artículo titulado “El Chantaje de la UEFA” en el que se explica cómo se producía el desaguisado: “Todos hemos escuchado hablar de la famosa licencia UEFA y de su obligatoriedad para entrenar en países miembros, ya que en el resto de confederaciones no es exigible, en la AFC en Asia, la CAF en África, la Confederación de Fútbol (CONCACAF) en Norteamérica, Centroamérica y el Caribe, la CONMEBOL en Sudamérica y la OFC en Oceanía: basta con homologar tu título en el país en cuestión. Esta licencia, nace de la imposibilidad de la Real Federación Española de Fútbol de mantener su monopolio formativo“. Y recuerda que “la Ley del deporte del 1990 indicaba, entre otras cosas, la regulación de las profesiones deportivas, incluida la de entrenador de fútbol, de este modo en años posteriores las competencias en formación pasarían a depender del Ministerio de Educación, y cualquier escuela autorizada podrá impartir las enseñanzas de entrenador de fútbol. Ante el miedo que esto suscitó entre las altas esferas de los dirigentes de RFEF, estos idearon un medio para seguir manteniendo el poder de estas formaciones y que no pudiera ser regulado por el CSD. El 17 de enero de 1998, España encabeza junto a otros 5 países, Alemania, Francia, Italia, Holanda y Dinamarca, la firma de un convenio con UEFA sobre las licencias UEFA”.

En 2007 se liberaliza la formación de entrenadores (de cualquier deporte) conducentes a la obtención del Título de Técnico Deportivo (Título de entrenador). De este modo en nuestro deporte, el fútbol, la RFEF pierde la exclusividad y monopolio. Un nuevo abanico de posibilidades se abre para todas aquellas personas que quieren formarse como entrenador de fútbol, ya que ahora podrán elegir donde tomar estas enseñanzas. La RFEF acepta, reconoce e inscribe en sus colegios de entrenadores, a cualquier alumno que haya tomado sus estudios fuera del ámbito formativo federativo, en alguna de la escuela autorizadas por el Ministerio de Educación”, prosigue.

La RFEF tiene su sede en Las Rozas

Y describe el funcionamiento del monopolio así: “¿Pero qué pasa si te quiere fichar un club francés, por ejemplo? A continuación, el club francés te solicita el título de entrenador, y el carnet de colegiado en España, para hacerte la licencia (ficha) y la presentan en la Federación francesa. La Federación francesa se pone en contacto con la española: Federación de Fútbol de Francia: Tenemos a un colegiado vuestro que quiere hacer ficha aquí en Francia. Real Federación Española de Fútbol: Dame los datos que lo compruebo. FFF: D.Xxxx Xxxx Xxxxx, tiene el carnet de colegiado vuestro con el numero XXXX. RFEF: Este señor es colegiado nuestro pero no ha estudiado con nosotros, ha estudiado con la competencia, ya casi no tenemos alumnos, algo tenemos que hacer, no le hagas ficha. FFF: ¿Y qué le digo?, porque está afiliado a vuestro colegio de entrenadores, vosotros sí le reconocéis, incluso me ha traído el carnet que le habéis dado, ¡como le voy a decir que allí sí vale y aquí no! RFEF: Dile que la UEFA no reconoce sus estudios, ¡no ,espera¡ porque aquí en España sí se lo reconocemos… voy a hablar con los jefes a ver que se puede hacer… y nació la licencia UEFA”. Leer más.