La “montaña rusa” de Iriondo envía al Rayo Majadahonda desde Reus a las catacumbas de 2ªA

“El maestro iriondo se pasa de rosca y pierde un partido que tenía prácticamente empatado”, titula su crónica Tony del Valle. “Perder a lo tonto”, destaca Gregorio Mª Callejo. Y J. Federico Martínez subraya: “Rayo Majadahonda vuelve a ganar en la estadísticas pero pierde la suerte del ultimo minuto y no le cuela un gol ni al arco iris”. Tres visiones distintas y un solo resultado verdadero: 2-1 perdió el Rayo Majadahonda en Reus con los 3 goles marcados por los rossoneros (uno en propia puerta). Y es que si solo se contaran el número de goles (8), el equipo estaría en descenso. Ahora baja al puesto 15º, con un colchón de solo 3 puntos por encima del infierno a la espera de la llegada del Osasuna y sus “Indar Gorri” en el Wanda Metropolitano. “Venían ustedes a Reus con dos victorias seguidas, anteriormente una derrota, anteriormente también tuvo irregularidad con victoria-derrota. ¿No cree que le falta al equipo un punto de regularidad en la clasificación?. El periodista Joan Alfons López de “Tarragona Digital“, cuyas bellas imágenes ilustran estas crónicas de la mano de la fotógrafa Laia Solanellas, preguntaba directamente al entrenador del Rayo Majadahonda, Antonio Iriondo, apodado “El Ruso”. Y el domingo hacía gala del apelativo precisamente por esa “montaña rusa” de resultados, esa constante ducha fría-caliente a la que está sometido el equipo y que le ha hecho bajar de nuevo a las catacumbas de la liga de Segunda A. Y el míster se defendía de la pregunta así:

La defensa hizo aguas. Foto: Laia Solanellas

“Las derrotas pasadas nos han servido de aprendizaje y las victorias también. El equipo no ha jugado mal, es un campo que no es grande y un rival que nos apretaba. A veces el fútbol es así, no siempre se gana aunque pongas todo de tu parte para hacerlo. Los últimos instantes hemos tenido dos ocasiones clarísimas en el área pequeña por parte de un jugador que siempre las pega muy bien y hoy la ha pegado a las nubes. El futbol algunas veces es caprichoso y algo habremos hecho mal seguro y está claro que ha sido la finalización. Lo que vaya a pasar en el futuro no tengo ni idea y del pasado ya ni me acuerdo”. Y es que se puede decir más alto pero no más claro: al Rayo Majadahonda, siendo mejor técnicamente que sus adversarios, le falta pegada. Y los cambios esta vez no funcionaron. Rayo Majadahonda: Basilio (1), Morillas (1), Luso (1), Galán (1) Rafa López (1), Fede Varela (1), Enzo Zidane (1), Verza (2), Óscar Valentín (2), Ruibal (1), Aitor García (1) Banquillo: Tony Martínez (0), Benito (0), Jeisson, Verdés, Varela, Bustos y Cantero (p.s). Entrenador: Iriondo (1).

YouTube Video

Tony del Valle

TONY DEL VALLE. EL MAESTRO IRIONDO SE PASA DE ROSCA Y PIERDE UN PARTIDO QUE TENIA PRÁCTICAMENTE EMPATADO. Decepción en Tarragona. El partido en Reus estuvo controlado por el Rayo Majadahonda durante todo el tiempo hasta que el maestro Iriondo se pasó de rosca y realizó dos cambios que desarbolaron el centro del campo majariego: minuto 64’ sale del terreno de juego el mediocampista Enzo y entra el delantero Toni Martínez. Diez minutos más tarde realiza su segundo y último cambio: sale del terreno de juego el medio centro defensivo Verza y entra en su lugar Benito Ramírez. Con estos cambios el equipo ganó en ataque y perdió poder de control y contención en el centro del terreno de juego. De nada sirvió el dominio del Rayo majariego durante los último 20’ minutos. Una vez más, Aitor García llevó todas las acciones de peligro a la portería del guardameta Édgar. Solo la falta de un delantero centro “matador” hizo imposible que el Rayo Majadahonda fuera capaz de rematar a portería un solo balón de los que les ponía en el área Aitor García una y otra vez. La dupla en ataque, formada a partir del minuto 64’ por Aitor Ruibal y Toni Martínez sirvió para que ninguno de los dos pudiera tener su espacio dentro del área pequeña, pues la falta de colocación en el área de ambos delanteros hizo que deambularan por el “box” sin orden ni control para rematar un solo balón de los que les llegaban.

Basilio volvió a la portería. Foto: Laia Solanellas

La primera parte del partido estuvo marcada por una presión muy alta de los jugadores del Reus que hacía imposible que el balón pudiera salir jugado por parte de los jugadores majariegos, convirtiendo el partido en un juego muy trabado en el centro del campo. En el minuto 19’, solo ante la portería de Édgar, a punto estuvo Aitor García de marcar el primer gol para los majariegos, pero el balón se le pasó entre las dos piernas, no pudiendo rematar lo que parecía el primer gol para el Rayo. Esta vez no hubo sorpresas que destacar en los jugadores que saltaron al campo de juego: en la portería volvía Basilio, después de su suplencia en el partido de Copa jugado este jueves pasado contra el Sporting. Atrás en defensa Ernesto Galán, Rafa, Luso y Morillas. De pivote Óscar Valentín con el centro del campo formado por Verza, Enzo y Fede Varela “Dybalita”. Y en ataque Aitor García, cambiando de banda continuamente junto a Ruibal. Se quedaron fuera de la convocatoria Iza Carcelén por acumulación de tarjetas amarillas y Nicolás Schiappacasse.

Verza y Zidane. Foto: Laia Solanellas

A partir del minuto uno de la segunda parte algo debió pasar en el vestuario porque el Rayo Majadahonda salió enchufadísimo al terreno de juego, volviendo al estilo marca de la casa, toque, toque y espacio. En menos de tres minutos vino el primer gol del partido a favor del Rayo Majadahonda: como siempre, una contra rapidísima de Aitor García por banda izquierda le pone el balón en bandeja en el área pequeña a Ruibal. Su disparo va directo al poste de la portería defendida por Édgar, el balón salió despedido directamente a la espalda del guardameta, entrando mansamente al fondo de la portería. Carambola perfecta a dos bandas con final feliz.

Alegría en Reus: no ganaban. Foto: Laia Solanellas

Como dice el refrán: poco dura la alegría en la casa del pobre. A los tres minutos del gol del Rayo, en un saque de esquina del Reus botado por Gus Ledes al primer palo, se mete el gigante Catena, que se impone a la defensa majariega poniendo el balón fuera del alcance de Basilio, poniendo el marcador en empate a uno. En el minuto 53’ fue Galán quien bajo los palos sacó un balón que se metía sin remedio en la portería de Basilio, salvando los muebles al equipo majariego. Después, en el minuto 60’ fue Fede Varela “Dybalita” quien a punto estuvo de marcar, saliendo el balón lamiendo el poste izquierdo de la portería de Édgar. Después de esta jugada vinieron los cambios del maestro Iriondo acompañados de daños colaterales para el equipo: minuto 86’, el enésimo desajuste defensivo del equipo majariego, sirvió para que ante la indecisión de la defensa y tras una serie de rebotes dentro del área de Basilio, Juan Domínguez, aprovechara el balón que le llegó mansamente a sus botas y con un disparo al palo largo de la portería puso el 2-1 definitivo del partido.

El segundo gol no dejó tiempo a la reacción. Foto: Laia Solanellas

Aquí acabó todo, máxima alegría para la afición del Reus y sus jugadores y tristeza absoluta para los seguidores y jugadores del Rayo Majadahonda, más que nada por lo que pudo haber sido y no fue. Visto lo visto, ante un partido que tenía controlado el Rayo Majadahonda, que durante tres minutos exactos estuvo en puestos de Play Off, solo nos queda decir: “otra vez será”. La liga no acaba aquí, lo importante ha sido ver la actitud de los jugadores, a los que nada hay que reprochar. Como siempre lucharon hasta el final, sudando la camiseta y defendiendo con honor los colores del Rayo Majadahonda. MVP: una vez más se lo damos a Aitor García, fue el mejor jugador del partido, está dos escalones por encima del resto de jugadores. Ya sabemos que esto es fútbol porque nadie entiende que hace este jugador cedido en el Rayo Majadahonda viendo a su equipo de Cádiz en puestos de descenso. Para eso están y cobran los técnicos de los clubes pero algunos parece que no se ganan el sueldo.

Gregorio Mª Callejo

GREGORIO Mª CALLEJO. PERDER A LO TONTO. Hay días en los que pequeñas sensaciones, pequeñas reacciones ante acontecimientos banales o irrelevantes nos dejan una amargura incomprensible o un sentimiento de desagrado. A mí me venía ocurriendo en la tarde del domingo. Una nube especialmente inflada en blancura volviendo desde Majadahonda hasta Pozuelo, un charco sucio cerca de mi casa, una calle vacía… Y me siguió persiguiendo ese tipo de sensaciones cuando encendí el televisor y vi entrenar al Rayo Majadahonda. Y vi que la cámara desde donde se seguía el partido era un tanto lejana, y cómo atardecía, cómo había una luna gigantesca gris encima del estadio… en fin, una especie de desagrado crepuscular que me iba dejando un pesimismo un tanto injustificado ante lo que iba viendo.

Enzo Zidane no desentonó. Foto: Laia Solanellas

En resumidas cuentas, un “hoy palmamos” que era puramente intuitivo, que no se basaba en lo que veía en la tele. El partido empezó con una fuerte presión de un Reus que no tiene demasiado, pero que estira sus recursos como un chicle. El Rayo consiguió finalmente desplegar su juego dando en ocasiones una sensación de infinita superioridad, pero sin crear ocasiones claras, salvo la pifia de Aitor cuando intentó rematar en posición buenísima un centro de Ruibal. Nos cuesta un triunfo crear ocasiones de gol y más aún marcar goles. Y como significativo ejemplo de lo anterior, el tanto no lo consiguió marcar Ruibal, que tiró al poste, sino que de hecho lo embocó el portero del conjunto catalán.

Reus ataca en oleadas sin mucha técnica pero con fuerza. Foto: Laia Solanellas

Y ahí sí parecía que tocábamos el cielo. El cielo de la luna gigante sobre Reus, el cielo de las posiciones de play off. Pero duró bien poco la alegría. El Reus alarga sus recursos e intenta sacar partido de las jugadas a balón parado. Y en un córner llegó el empate. La verdad es que cada falta sacada por Ledes dejaba una sensación peligrosa. Más aún en un día en el que Basilio y sus defensas estuvieron en ocasiones extrañamente inseguros. A partir de ahí, y como siempre, el Rayo sacó su parte admirable, su particular divisa, el “vamos a por el partido”. Comandados por Enzo, Fede y un inagotable Aitor, el equipo se lanzó a por la victoria. Y desde luego se lanzó a por ella Iriondo, que sacó del campo a un buen Enzo (vapuleado por los defensas reusenses con faltas de intensidad baja) y sacó a Tony Martínez.

El rápido primer gol le dio esperanzas al Reus. Foto: Laia Solanellas

Pero le seguimos esperando. Desde el gol de Zaragoza, Tony no nos da argumentos para considerarle nuestro “nueve”. Parece tener un perfil de “rematador”, de jugador que apenas toca el balón pero que cuando la toca la emboca… pero no remata. Y así, entre nuestros esfuerzos y el oficio de los jugadores del Reus, entre el crepúsculo que tomaba Tarragona, llegó un error de Rafa, un poco de oficio del incombustible Linares y el gol de Reus. De la manera más tonta… Echamos de menos a Iza y su anárquica pero seductora forma de recorrer la banda. Y seguimos echando de menos el gol. Admirable actitud del equipo, como siempre y más aún después de la paliza de jueves. El Rayo perdió a los puntos, de hecho perdió a lo tonto un partido que casi nos hace tocar el cielo, aunque fuera un cielo de desasosegante crepúsculo.

J. Federico Martinez

J. FEDERICO MTNEZ. EL RAYO MAJADAHONDA VUELVE A GANAR EN LA ESTADISTICAS PERO PIERDE LA SUERTE DEL ULTIMO MINUTO Y NO LE CUELA UN GOL NI AL ARCO IRIS. Pareció una bufonada ver como en el momento en el que el equipo majariego se adelantó en el marcador, fruto de su mejor juego en la primera parte y una mejor salida en la segunda, se le vino el partido encima. Una segunda mitad plagada de errores en ataque y defensa premió en exceso a un voluntarioso Reus que defiende como las rocas del Montagut y en cada balón se juega la vida. Cuando este equipo le meta arriba al ex barcelonista Isaac Cuenca puede que recupere algo más que un salvavidas. De momento el de este domingo se lo brindó el Rayo Majadahonda, que no le puso la intensidad y puntería suficiente en el tramo decisivo del partido. Iriondo señaló directamente a los delanteros y medios ofensivos: aunque Aitor García fue el mejor del partido a decir de los comentaristas de Movistar Plus y Fede Varela y Enzo Zidane no desentonaron, los que naufragaron estrepitosamente fueron Tony Martínez -el juego de este alto, fuerte y lento chico no se adapta al del equipo– y Ruibal, que tras fallar un claro mano a mano que dio en el palo, logró un gol de opereta que más bien se adjudicará al portero en propia puerta. Iriondo no juega con 9 puros y los que le llegan se estrellan contra su estrategia. Y si solo se contara el número de goles (8), el equipo estaría en descenso.

Luso se consolida como central. Foto: Laia Solanellas

El resto fue un disparate. Basilio estuvo regulín con un primer tanto saliendo a por uvas y un segundo cruzado que era más difícil de marcar que de parar. Luso, Rafa López y Galán ofrecieron su contundencia habitual, pero con más fallos que de costumbre, quedándose cortos en los balones de cesión al portero. Y Morillas estuvo oteando el partido más que viéndolo, contagiándose de los continuos despistes de la parte central de la defensa, aunque más entonado que de costumbre con el pie. De hecho los dos goles proceden de errores defensivos. Más brillantes estuvieron Verza y Oscar, siempre bregando, siempre ofreciéndose, pero viendo que sus espaldas hacían aguas y sus delanteras fuegos de artificio. Y los cambios de Iriondo para llorar: el canario Benito no dijo ni pío, el murciano-inglés Tony Martínez hablaba en chino con el resto del equipo. Como estaría de apático Iriondo –o de conformista con el empate– que ni siquiera forzó el tercer cambio, con Jeisson en el banquillo y Nico Schiappacasse en casa viendo la televisión. Y es que si algo ha demostrado este partido, además de los vaivenes del equipo, es que el fútbol profesional se juega a 90 minutos -y a veces a 120 y hasta con penaltys– y lo que no se juega hasta el final, se prevé o se ensaya… se pierde.

Oscar volvio a destacar, Rafa estuvo más flojo. Foto: Laia Solanellas

Eso sí, en todas las estadísticas ganó el Rayo Majadahonda: posesión (60%/40%), tiros (14/12) y pases (561/383). Pero entre los 3 palos perdió estrepitosamente en intentos (1-5) y en goles (1-2). El cambio de Rubén Enri por Gonzalo Pereira le dio el partido al Reus (min. 83) y el de Borja Herrera (min. 89) lo cerró. Decía Luis Aragonés que en el fútbol profesional no festejaba un resultado definitivo hasta que el árbitro llegaba al vestuario… por si acaso. Y el banquillo majariego se quedó petrificado con el 1-1 y, como viene siendo costumbre fuera de casa, jugó como nunca y perdió como siempre.

“Cara a cara” entre MJD Magazin y Tarragona Digital por el partido Reus-Rayo Majadahonda

JULIA BACHILLER. Los micrófonos de Radio MJD fueron escenario de un interesante debate entre J. Federico Martínez, cronista deportivo de Majadahonda Magazin y Joan Alfons López de Tarragona Digital sobre el partido de este domingo (18.00 TV) entre Reus Deportivo y Rayo Majadahonda. Debido al interés de nuestros lectores futboleros transcribo a continuación una buena parte de la misma pero al final del texto pueden encontrar un enlace con el diálogo completo entre ambos periodistas. En la parte omitida pero disponible en formato audio se encuentra un análisis sobre todos los jugadores de uno y otro equipo, así como las alineaciones más probables para este partido de fútbol de la Segunda División A. Con las bajas de Iza Carcelén por tarjetas y Nico Schiappacasse por lesión, tanto Federico como Joan dan su alineación y las posibles claves del encuentro.

J. Federico Mtnez. –Queremos dar las gracias por el análisis y diagnóstico de Joan Alfons López, posiblemente uno de los periodistas que mejor conoce la Segunda A en Cataluña y en toda España, porque por la división de plata están desfilando prácticamente los mejores equipos españoles. Y está siendo una liga que está sorprendiendo por su calidad, disputa y competencia, pero también por la magnífica narración y seguimientos que hacen los periodistas.
J. Alfons: –Yo de lo que tengo que saber es del Reus, mas allá me defiendo un poquito.

J. Federico Mtnez. –Podemos decir lo mismo del Rayo Majadahonda, somos un club humilde, periodistas también humildes. Equipos modestos que están intentando salir a flote en la Segunda A. ¿Que pronósticos tienes tú? ¿Se salvarán o descenderán?
J. Alfons: –Si me preguntas por el Reus, este año lo tiene más complicado que nunca. La cuestión es ver cómo llega el equipo al mes de enero, porque el club tiene previsto a finales de mes realizar una ampliación de capital para inyectar 3 millones de euros en la Sociedad Anónima Deportiva. Eso provocaría que la liga levantara su límite salarial y permitiera al Reus inscribir a los futbolistas que tiene pendientes. Recordemos que el Reus tiene hombres como Isaac Cuenca, que hasta hace pocos años estaba jugando en el Barsa de Pep Guardiola y era un futbolista muy interesante de primer nivel estatal que había decidido volver a casa. Nació en Reus y ha dado muchas vueltas en el futbol europeo, pero ha decidido volver a Reus, lleva desde el 31 de agosto entrenando.

J. Federico Mtnez. ¿Sigue en la plantilla Isaac Cuenca?
J. Alfons: Sí, un jugador del cartel como Isaac Cuenca lleva dos meses esperando a que el Reus pueda inscribirle para competir. O sea que cuando levante este problema de las inscripciones va a tener una señora plantilla, que en el caso de haberla tenido disponible desde el inicio de temporada el objetivo del club era muy claro: como mínimo quedar entre los diez primeros y luchar por el play off. Ahora veremos si el equipo llega vivo al mes de enero y las capacidades que tiene al final de temporada. Si el Reus se deshace y se acaba fundiendo físicamente de ahora al 31 de diciembre, si llega descolgado a la clasificación, a la zona de descenso con una situación en la que no se ha encontrado nunca, porque el Reus lleva dos años y medio solo una jornada en zona de descenso. Por lo tanto veremos cómo reacciona si acaba cayendo, esperemos que no, en estas posiciones malditas.

J. Federico Mtnez. Que referencias tienes del Rayo Majadahonda ¿Crees que se puede salvar?
J. Alfons: –La referencia que tengo del Rayo Majadahonda mejor no puede ser, porque lo vimos en el campo de Nastic en la tercera jornada de liga y menudo baño nos metisteis. Las expectativas iniciales del Rayo Majadahonda eran de un equipo muy humilde que venía a hacer su partido en Tarragona y nos pintásteis la cara como hacía tiempo que nadie le pintaba la cara a este equipo. Tanto por los nombres prometedores, como tú comentabas citando a Fede Varela. Pero también otros jóvenes que quieren hacerse un hueco en el mundo del futbol. Sí que es verdad que hay mucho cedido, pero caramba, son jugadores que se quieren comer el mundo y eso no está pagado con dinero. Y si a todo esto se le suma detrás la figura del míster, Antonio Iriondo, con su particular manera de ver el futbol, la mezcla parece bastante prometedora. Veremos si esta dinámica de equipo debutante, con ilusiones, eso que no dan los dineros ni las estadísticas, esa ilusión de poder debutar por primera vez en la historia en Segunda División, sigue acompañando al equipo. Teniendo en cuenta el inicio de temporada que ha hecho, peores situaciones veo yo en otros clubes como para luchar por el descenso. Su objetivo es salvarse, sin lugar a dudas, pero me da buena onda, nunca mejor dicho el Rayo Majadahonda. No sé si le habrán hecho muchas veces ese pareado.

Los tres cronistas deportivos de MJD en el Wanda Metropolitano

J. Federico Mtnez. Alguna vez sí, pero con ese análisis tan certero, profundo y exhaustivo que haces de los equipos, la música del pareado suena mejor. Joan Alfons López muchísimas gracias por esta conversación, dos medios de Cataluña y de Madrid, de Reus y de Majadahonda, diagnosticando un partido que seguro va a entretener muchísimo a los aficionados del mundo del futbol, de todos los aficionados al futbol que lo puedan presenciar por televisión y por supuesto de todos los que tengan la suerte de acercarse hasta el estadio y verlo en directo. Escuche el debate completo en Radio MJD (15 minutos).