Rubén Sánchez, delantero centro del Recreativo Granada, nuevo “fichaje” del Rayo Majadahonda

Rubén Sánchez, 25 años y 1,85 m. de altura

J. FEDERICO MTNEZ. El delantero centro del Recreativo de Granada, Rubén Sánchez, es el nuevo “fichaje” del Rayo Majadahonda, que ha firmado así a un joven goleador procedente del filial del equipo de Primera División que estaba jugando en la potente Segunda B andaluza. El futbolista de 25 años de España, (25/11/1994) nacido en Sonseca (Toledo) estaba jugando desde 2017 para el Recreativo de Granada procedente del Sporting de Gijón, con quien llegó a jugar en Primera División, y del Toledo. A Rubén Sánchez le avalan 23 partidos y 6 goles con su anterior equipo, 1,85 metros de estatura que le dan potencial en los balones por alto y buen manejo de la zurda, que es su pierna buena. Su agente es Julián de Nicolás, el mismo que lleva al también delantero David Barral, hoy en el Racing de Santander.

El delantero centro que llega tiene como agente al mismo que David Barral, que juega en su misma posición

El valor de mercado de Rubén Sánchez es de 200.000 euros y terminaba contrato el 30 de junio de este año 2020, por lo que llega libre de cargas sin necesidad de pagar traspaso. Una “perla” que andaba suelta por la siempre competitiva Segunda B andaluza a cuyo grupo 4 Oscar Carazo le había echado el ojo y que es del agrado del entrenador Antonio Iriondo, que obtiene así una plaza de ariete clásico en la plantilla pero con facilidades de caída a banda para aprovechar también su perfil izquierdo.